ps3-coffee-table-01

La Playstation 3 se independiza de los videojuegos. Al menos, su mando, el Dualshock 3, que ha servido de inspiración al diseñador Stephane Perruchon para crear una mesa de centro, la PS3 Coffee Table. Esta pintoresca propuesta se compone de una superficie de cristal que se sostiene sobre dos enormes mandos como los que usamos para pasar horas de entretenimiento digital, pero a una escala monstruosamente desmesurada.


ps3-coffee-table-02

Disponible en dos colores, negro y blanco, la PS3 Coffee Table es una idea para todos esos jugones que ya tienen edad de vivir independizados pero sin renunciar a una de sus mayores aficiones, de forma que puedan hacerle un homenaje a la plataforma de Sony con esta mesa de centro. Por otro lado, más allá de lo rocambolesco de las patas de esta mesa PS3 Coffee Table, la propuesta puede llegar a antojarse muy moderna para salones con una decoración actual. De hecho, podrí­a haber sido la protagonista central de un escenario de La Naranja Mecánica si Kubrick hubiese filmado la pelí­cula hoy en dí­a.

ps3-coffee-table-03

Los gigantescos mandos Dualshock 3 que sirven de sostén a la tabla de cristal están fabricandos en ABS (acrónimo de Acrilonitrilo Butadieno Estireno), un material usado habitualmente en la fabricación de coches, así­ como de instrumental industrial, ya que se trata de un tipo de plástico muy duradero y resistente a los impactos. De esta forma, no hay porqué preocuparse si le arreamos una patada a uno de los enormes mandos en un arrebato de frustración por no poder pasar a la siguiente pantalla del juego de turno. Lo malo es que por el momento, no conocemos el precio de esta PS3 Coffee Table.

Ví­a: Ubergizmo / Born Rich