playstation-3-jailbreak-01

Se veí­a venir. Después de años demostrándose que la PlayStation 3 era el bastión imbatible en el mundo de las consolas a la hora de tratar de piratearla, llegó la noticia de que con un proceso sencilla (conocido como jailbreak), era posible romper las antes imperturbables defensas de la consola de gama alta de Sony. Y tras una serie de actualizaciones llegó el anuncio por parte de la compañí­a japonesa de que no protegerí­an más la consola, anunciando que los infractores que pirateasen el dispositivo serí­an expulsados de las opciones online de la PS3.

Pues bien. En este punto estamos, en el que un grupo de piratas han anunciado que saben cómo evitar que Sony les deje fuera del modo online. Es más, anuncian que con la última versión del sistema de la PS3 (ojo, que esto suena a desafí­o) no sólo saben cómo eludir las medidas del fabricante, sino que además podrí­an revetir el baneo para bloquear a terceros usuarios. Inquietante.

playstation-3-jailbreak-02

El responsable de este anuncio ha sido el grupo Destructoid, quienes según hemos sabido a través de TechRadar, consiguieron recuperar las funciones online de sus consolas PlayStation 3 después de que Sony baneara las plataformas a las que tení­an asociadas sus cuentas de usuario.

Aunque el proceso por el que los chicos de Destructoid han conseguido regresar a la PlayStation Network con las consolas liberadas para jugar con copias de seguridad no ha sido revelado, desde este colectivo de hackers han anunciado que serí­an capaces de abrir el método de  forma pública, que darí­a la opción al usuario, como decimos, de hacer que el baneo de Sonoy acabara afectando a otro usuario.

El tono amenazante del anuncio es el último movimiento de una guerra entre Sony y los piratas, iniciada el pasado verano de 2010, cuando una tienda empezó a comercializar un lápiz de memoria que, conectado a la PS3, desbloqueaba las opciones de sistema que impiden jugar con copias de seguridad. Desde entonces, Sony ha mejorado su plataforma operativa, hasta que viendo que siempre se volví­a a craquear, amenazó a los usuarios que pirateason la consola con expulsarles del modo online.